19 de septiembre, la historia que fue escrita en Internet - DOBLECLIC !function(f,b,e,v,n,t,s) {if(f.fbq)return;n=f.fbq=function(){n.callMethod? n.callMethod.apply(n,arguments):n.queue.push(arguments)}; if(!f._fbq)f._fbq=n;n.push=n;n.loaded=!0;n.version='2.0'; n.queue=[];t=b.createElement(e);t.async=!0; t.src=v;s=b.getElementsByTagName(e)[0]; s.parentNode.insertBefore(t,s)}(window, document,'script', 'https://connect.facebook.net/en_US/fbevents.js'); fbq('init', '570756846463239'); fbq('track', 'PageView');

19 Sep

19 de septiembre, la historia que fue escrita en Internet

En fotografías, en vídeos, todos los mexicanos vivimos en carne propia el terremoto

Ya se cumplen hoy mismo, dos años del último terremoto que sacudió a nuestra nación. El día de hoy se conmemora a las víctimas, se vitorean a los héroes anónimos que sin pedir nada a cambio, metieron las manos al fuego para ayudar a sus compatriotas en desgracia.

Este evento nos tomó a todos por sorpresa, y las pérdidas humanas son muy dolorosas.

Despertó horribles pesadillas del terremoto del año 1985 que causo un terror similar.

En este día, todos los mexicanos nos vestimos con nuestros colores. Ayuda en la remoción de escombros, salvando vidas, siendo disciplinados al momento de ver el puño en alto indicando que había que guardar un silencio absoluto. Cuyas imágenes se hicieron virales en redes sociales.

Por ahí mismo, nos dimos cuenta de personas que pedían ayuda mientras estaban atrapadas en los escombros. Encontraron a los sobrevivientes porque estaban dando su ubicación y estado en tiempo real a sus familiares y amigos.

WhatsApp salvo un par de vidas ese día:

Fátima Navarro, una de las victimas enterradas en la escuela Enrique Rébsamen, Diana Pacheco, atrapada en un edificio en Álvaro Obregón quien estuvo 17 horas bajo los escombros, Óscar Castellano también atrapado en un edificio en la misma zona.

Los mensajes y vídeos en Facebook que pedían ayuda en todas las partes de la ciudad, alertando de derrumbes, potenciales víctimas y peligros como fugas de gas y edificios a punto de colapsar.

Gracias a esto fuimos testigos de la magnitud del desastre, ya que pudimos observar como algunos edificios colapsaban, como la gente corría despavorida y las construcciones de varios pisos tambaleándose como si fuesen de gelatina.

Pero… También fuimos testigos del coraje del mexicano.

Ver esas manos en alto, esas cadenas humanas que se extendían por las calles para retirar los escombros. Los brigadistas, los perros que se volvieron un icono de la nobleza de su especie representados en la perrita rescatista Frida, hoy ya retirada.

Nos dieron al mundo, a través de sus fotografías y vídeos en redes sociales, el testimonio de que México está lleno de gente unida, del verdadero sentimiento de valor y patriotismo.

Hoy, no olvidamos a las víctimas, no olvidamos a los héroes, su obra está escrita y durara más allá que lo que exista internet.

Fuente: José Fredy Cardona Salazar. Jefe de sistemas de DOBLECLIC

Previous Article

Related Posts

Post a comment